Trailer Iron Man 3

Lo Imposible, de J.A. Bayona: Viviendo el “fenómeno”

Rafa Delgado

Mar, 23 Octubre 2012

Comentar (0)

3,621 visitas

Juan Antonio Bayona estrenó su segundo largometraje, Lo Imposible, el pasado 11 de octubre, rompiendo la taquilla española como ninguna otra película lo había hecho antes. El fenómeno me llamó la atención más que la película en sí, por lo que no pude resistirme y me acerqué a los cines de mi ciudad a vivirlo in situ.

Ninguna otra producción española había conseguido algo semejante. De hecho, y mientras escribo estas líneas, Lo Imposible ya es la película más taquillera de 2012 con tan solo dos semanas de presencia en cines de todo el país, superando en tiempo récord las recaudaciones totales de Intocable y Los Vengadores.

¿Qué ha propiciado este abrumador éxito? La campaña de promoción de la película ha sido sin lugar a dudas crucial, presente en todos los medios de difusión imaginables, prestando especial atención a marquesinas, internet y, como es evidente, omnipresencia en los cortes publicitarios de todas las cadenas de televisión propiedad de Mediaset España, productora del film junto a Telecinco Cinema. La fórmula les funcionó a la perfección con Las aventuras de Tadeo Jones, conquistando el número 1 en nuestros cines durante cuatro semanas consecutivas. Sin embargo, la prueba de fuego venía con el film de Bayona. El intachable talento para el marketing del realizador barcelonés que ya demostró en El Orfanato, la venta del drama humano y el intachable aspecto de superproducción han hecho el resto, más que en cualquier otras producciones salidas de la misma casa como Agora, El laberinto del fauno o Celda 211.

Solo tuve que acercarme al complejo de multisalas de mi ciudad para comprobar en vivo lo que estaba pasando con esta película. Enseguida vi una larga cola para comprar las entradas de la sesión más próxima, por lo que pude escuchar atinando el oído. En cuestión de dos minutos me quedé sin poder conseguir entradas para las localidades centradas de la sala más grande disponible. Y allí, me vi rodeado por un tipo de público que no estaba acostumbrado a ver en cada ocasión en la que puedo ir al cine (menos de lo que me gustaría). Matizo: muchos tipos de público. La asistencia a los cines ha descendido una barbaridad durante la última década, y cada vez se ve menos variedad dentro de las salas dependiendo de la zona en las que estas estén ubicadas. Pero para ese pase de Lo Imposible, desde niños hasta señoras mayores abarrotaron la sala desde la última hasta la primera fila.

Festivales y eventos varios a un lado, no recordaba ver una sala de cine comercial tan llena desde hacía mucho tiempo. Me hizo recordar lo que viví con Titanic hace ya más de una década. La tragedia humana y los desastres a gran escala junto a un ejército de violines venden una barbaridad, al parecer. Eso sí, cada cierto tiempo, como si el cóctel resultara indigesto en cantidades abundantes.

Una vez visto el film, bueno, en el fondo el drama de una familia que sufre las consecuencias del tsunami de 2004 podría haber dado mucho más de sí en pantalla, y eso que Juan Antonio Bayona ya se toma ciertas licencias en favor de la narración. Lo Imposible conmueve, emociona e incluso aterroriza durante su primer acto, sensaciones que se van diluyendo a medida que se asienta el ritmo y se acerca el desenlace. En términos generales resulta algo gélida y poco puede aportar que no lo puedan hacer ya otros dramas familiares que podemos ver durante la sobremesa por televisión. Pero más llamativo es, sin duda alguna, su apartado técnico, que resulta tan apabullante como esperanzador. Nunca una película española había lucido mejor y tan espectacular, mirando por encima del hombro películas de desastres de presupuestos multimillonarios y tantos planos digitales por segundo como sean posibles.

A pesar de lo que me parece el film a nivel personal, su éxito es entendible. Lo Imposible es una película española y de autor con una capacidad innata de empatizar con gran parte del público, y eso es digno de elogio. Ya forma parte indiscutible de la historia del cine español, y desde luego me quito el sombrero ante Bayona más por cómo ha sabido engrasar una maquinaria tan enrevesada que como narrador (cual James Cameron), y espero ansioso los próximos proyectos del que, para mí, ha sido el gran descubrimiento del film. Más allá de efectos especiales, violines omnipresentes y lágrimas aquí y allá, una interpretación: Tom Holland, joven actor británico de dieciséis años de edad que prácticamente fue el único capaz de emocionarme verdaderamente en una hora y cuarenta y siete minutos de metraje. Chico, como dirían en la tele, tú sí que vales.

VN:F [1.9.10_1130]
Rating: 8.7/10 (6 votes cast)
Lo Imposible, de J.A. Bayona: Viviendo el "fenómeno", 8.7 out of 10 based on 6 ratings

No existen noticias relacionadas.

1 Trackback

  • Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Juan Antonio Bayona estrenó su segundo largometraje, Lo Imposible, el pasado 11 de octubre, rompiendo la taquilla española como ninguna otra película lo había hecho antes. El fenómeno me llamó la atención más que la p…..

    VA:F [1.9.10_1130]
    Rating: +1 (from 1 vote)

Escribe un comentario

Añade tu comentario aquí, o un trackback desde tu propia web. También puedes suscribirte a los comentarios vía RSS.

Tu e-mail no será publicado. Los campos obligatorios están marcados con *